User Bar First

This is a debugging block

User Bar Second

This is a debugging block

Branding

This is a debugging block

Menú

This is a debugging block

Languages

Header First

This is a debugging block

Header Second

This is a debugging block

Preface First

This is a debugging block

Preface Second

This is a debugging block

Preface Third

This is a debugging block

Post

Contenido

This is a debugging block

Gran Cañón del Colorado

Durante más de dos mil millones de años, el río Colorado ha ido tallando con su cauce la que hoy día es una de las maravillas del mundo: el Gran Cañón del Colorado. Con 446 kilómetros de longitud y 1.500 metros de altura, la garganta declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1979 supone un imprescindible no solo cuando visitamos Las Vegas, sino Estados Unidos en general. Además, también merece la pena detenerse a visitar su entorno encuadrado dentro del Parque Nacional del Gran Cañón, uno de los primeros parques naturales del país.

Historia

Los primeros pobladores del lugar fueron los Anasazi, que desarrollaron una cultura cuyo origen aún hoy es investigado, aunque se las sitúa en torno al año 1200 d.C. Además de ellos, otros pueblos también tomaron los terrenos del cañón como su casa. Tal fue el caso de los Cohonina, que se asentaron al oeste, y de los Sinagua, que se desarrollaron al sudeste

Todas estas culturas siguieron creciendo y expandiéndose durante centurias, por lo que en el momento de la llegada de los europeos -en el siglo XVI-, nuevos pueblos habían establecido su vida en la zona. Al sur estaban asentados los Hualapai; los Havasupai ocuparon cientos de kilómetros a lo largo del área de la catarata del cañón; los Paiutes residían en un territorio que hoy día está a caballo entre Utah y Arizona; y los Navajo establecieron su base en una amplia zona desde los picos de San Francisco hasta Four Corners.

Casi a mediados del siglo XVI, aparecen en escena los primeros españoles capitaneados por el conquistador Francisco Vázquez de Coronado que buscaba las Siete Ciudades de Cibola, una colección de asentamientos pertenecientes a los Zuni en el oeste de Nueva México. Para ello, se valió no solo de un séquito hispano, sino también de varios guías Hopi de los que siempre se ha sospechado que no quisieron guiar a los expedicionarios hasta la orilla del río.. Vázquez de Coronado, maravillado por lo que tenía ante sus ojos, escribió en su diario que algunas de las rocas del Gran Cañón eran “más grandes que la gran torre de Sevilla, la Giralda”. Desde la presencia de este grupo, ningún europeo volvió a pisar el cañón durante más de doscientos años hasta la llegada, en 1776 de los párrocos Francisco Atanasio Domínguez y Silvestre Vélez de Escalante que, acompañados por un grupo de soldados españoles exploraron el sur de Utah y la cara norte del cañón, fundando en la zona la hoy conocida Travesía de los Padres, situada bajo el lago Powell. Esta travesía fue utilizada ya a mediados de 1800 por Jacob Hamblin, un misionero Mormón que impulsó la creación de los territorios que más tarde se convertirían en Lees Ferry y Pearce Ferry.

La historia del Gran Cañón comenzó a dar un giro en 1858, cuando John Strong Newberry se convirtió en el primer geólogo en visitar la zona. Este, empezó a dar valor al lugar y provocó que los distintos gobiernos comenzaran a cuidar de la zona. Así fue como en 1903, Theodore Roosevelt -siempre preocupado por el medio ambiente- visitó el Gran Cañón y lo estableció como reserva unos años más tarde, en 1906. Dos años más tarde, el propio Roosevelt lo elevó a Monumento Nacional ante la oposición de muchos, los mismos que, a pesar de todo no pudieron frenar que el Gran Cañón del Colorado fuera declarado Parque Nacional en 1919, de la mano del entonces presidente Woodrow Wilson.

Zonas

El Gran Cañón se encuentra dividido en tres caras: oeste, sur y norte. Cada una de ellas tiene su fisonomía propia, de lo que depende el que sean más o menos visitables. A continuación, vamos a describirlas brevemente.

El West Rim representa la parte oeste del Gran Cañón, siendo la parte más popular gracias a su proximidad con Las Vegas -apenas a 180 kilómetros-. Actualmente pertenece a la tribu india de los Hualapai y se caracteriza por sus profundos y estrechos acantilados. Especialmente recomendables son las vistas del lugar que ofrece el Skywalk, un mirador situado sobre un acantilado de más de mil metros de profundidad.

El South Rim, por su parte está situado en el corazón del Parque Nacional del Gran Cañón, siendo la zona más visitada de las que componen el Gran Cañón gracias a su proximidad con las ciudades de Phoenix, Las Vegas y Alburquerque, además de por su fisonomía mucho más despejada y llana en comparación con el West Rim. En esta cara, además hay en pie diversos edificios históricos como el Kolb Studio (1904), el Grand Canyon Railway Depot (1910) o el Desert View Watchtower (1932).

La parte más inhóspita del Gran Cañón es el North Rim, ya que se encuentra muy aislada y habitualmente, cubierta de nieve, lo que reduce su temporada de visitas a apenas cinco meses -entre mayo y octubre-. Tampoco ayuda que esté situada cerca de una ciudad relativamente pequeña y poco turística en sí misma, como es Flagstaff.

¿Cómo visitarlo?

La mejor opción para visitar el Gran Cañón es realizar una excursión en helicóptero, especialmente desde Las Vegas. Las vistas que nos ofrece son espectaculares y la experiencia, inmejorable. De hecho, hay ofertas que ofrecen no solo el paseo en helicóptero, sino también un recorrido por los miradores, parada en el Skywalk e incluso tener la oportunidad de comer con los Hualapai.

Otra opción es ir en coche, aunque esta requiere de una mayor inversión en tiempo. Una vez hayáis hecho el trayecto en automóvil desde la ciudad al Gran Cañón, podéis realizar un paseo por la zona en caballo, pudiendo parar a descansar en uno de los numerosos paradores situados en el South Rim. El trayecto entre Las Vegas y el Gran Cañón tiene una duración de entre tres y cinco horas, según la zona a la que vayamos.

  • Viajes
  • Places to go

Postscript First

This is a debugging block

Postscript Second

This is a debugging block

Postscript Third

This is a debugging block

Postscript Fourth

This is a debugging block